Los nemátodos: qué son y cómo tratarlos en tus cultivos

Los nemátodos son pequeños gusanos que viven en el suelo y que son parásitos de las plantas. Atacan tanto a las raíces como a las partes aéreas y pueden causar grandes daños a los cultivos. Su tamaño es microscópico y se pueden localizar, incluso, en el interior de los tejidos vegetales.

Los cultivos de tomates, pimientos, pepinos, melones y fresas son especialmente sensibles a este parásito afectando gravemente a su productividad. Para detectar este problema hay que prestar especial atención a los síntomas que puede presentar la planta. En el sistema radicular, principalmente, se presentan lesiones necróticas y un crecimiento deficiente.

Consulta a expertos de confianza antes de aplicar un nuevo nematicida.

En las partes aéreas pueden causar manchas y distorsiones en las hojas, putrefacción o incluso malformaciones en cuellos y bulbos. Es difícil detectar si nuestros tomates, pepinos, pimientos, melones y fresas están sufriendo el ataque de nemátodos, ya que se produce el debilitamiento general de la planta que se puede confundir con problemas nutricionales.

Por eso, para tener certeza sobre si se está dando este problema en nuestros cultivos lo más eficaz es realizar un análisis de alguna muestra por un experto. De esta manera, se puede conseguir el tratamiento adecuado para combatir esta plaga. Además, se puede dar simultáneamente al ataque de otros parásitos como la mosca blanca pudiendo pasar aún más desapercibido.

El ciclo de vida del nemátodo nos da la clave de cómo combatirlo

Para poder combatir a los nemátodos es necesario conocer su funcionamiento. Podemos encontrar varias fases que constituyen su ciclo de vida y que tienen consecuencias determinadas en el cultivo de pepinos, tomates, pimientos, melones y fresas. Casi todas ellas se dan en el suelo, aunque, como ya hemos comentado, algunas especies también aparecen en el tallo y hojas de la planta.

Los productos de origen natural son idóneos para la agricultura ecológica o exenta de LMR.

El desarrollo de las nemátodos puede durar entre tres o cuatro semanas en verano, pero puede aumentar hasta las siete semanas en invierno. En este período podemos distinguir una fase inicial de huevo, cuatro fases juveniles o larvarias y, por último, la edad adulta. Gran parte de su vida transcurre en fase larvaria lo cuál es muy importante para poder combatirlas.

El nemátodo afecta de varias maneras a los cultivos hortícolas y berries. Los huevos son colocados en las raíces de las plantas formando quistes que impiden el desarrollo radicular adecuado. En las últimas fases de larva es donde el nemátodo ataca a la raíz para obtener el alimento y provocando su debilitamiento.

Cómo combatirlo en tus cultivos

Desde Sipcam Contigo recomendamos la aplicación de nematicidas de origen natural que afecten al crecimiento de los insectos desde sus primeros estados larvarios. De este modo, se consigue una ventaja frente a otros productos que solo actúan en estado adulto y se sigue cuidando de los cultivos ecológicos. Los productos multidiana, que protegen frente a otros insectos como la mosca o los minadores de hojas, son en este caso muy eficaces tanto por su polivalencia como su multiprotección.

El nematicida-insecticida de origen natural ADINA de SIPCAM Iberia está especialmente formulado para aplicarse vía riego mediante goteo tanto en cultivos al aire libre como en invernadero. De esta forma, alcanza más fácilmente a los nemátodos del suelo que entran en contacto con la azadiractina a través de la ingestión. Este compuesto actúa en el funcionamiento hormonal de estas plagas evitando su desarrollo y causando su muerte.

¿Alguna vez has utilizado un bionematicida o has tenido problemas de nemátodos? ¿Cómo cuidas tú de tus cultivos hortícolas y frutales? ¡Hablamos en los comentarios!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar