Este otoño apuesta por el control de malas hierbas en tu olivar

España es el país líder en producción y exportación de aceite de oliva y aceitunas de mesa con casi 4.000 millones de euros en exportaciones. Con la llegada del final del verano, empieza para el sector un paso muy importante que afectará a la calidad de la cosecha: la planificación de los tratamientos previos a la recolección, sobre todo respecto a la limpieza del suelo. Esta tarea tiene como objetivo el control de malas hierbas en el olivar, las cuales constituyen una competencia para el cultivo en cuestión de nutrientes y agua, además de una dificultad añadida a en la recolección.

Lluvias tempranas vs otoño seco: qué producto elegir según la ocasión

El inicio de estos tratamientos surge con las primeras lluvias del otoño. Si estas llegan de forma más temprana de lo habitual, se producirá una rápida nascencia de las malas hierbas. Como consecuencia, se pondrán en marcha los tratamientos herbicidas de post-emergencia temprana. Pero si, por el contrario, las lluvias se retrasan o el otoño viene seco, no serán necesarios los tratamientos de post-emergencia, ya que no surgirán tantas malas hierbas.

En este último caso, las estrategias de control de malas hierbas en el olivar se basarán en el uso de herbicidas preemergentes. Se debe tener, además, muy en cuenta que su eficacia está directamente relacionada con la humedad presente en el suelo. Es decir, que deberán aplicarse tras las lluvias o en previsión de ellas en un período corto.

En el caso de lluvias tempranas y recolecciones tardías, la estrategia se basa en el uso de herbicidas remanentes y sistémicos a base de flazasulfurón. Así, se conseguirá un buen control en pre y post-temprana frente a gramíneas tipo Lolium o Bromus, además de retrasar la nascencia de otras más difíciles como la Conyza.

Si las lluvias se retrasan y los trabajos de recolección se inician, puede darse la circunstancia de que no sea necesario efectuar tratamientos herbicidas, con lo cual, podría retrasarse y esperar a la nascencia de las malas hierbas para tratar tras la recolección. En este caso y con la hierba nacida, son recomendables los herbicidas de post-cosecha tipo Jogg o Buggy G.

Recolección de la cosecha tras el exitoso control de malas hierbas en el olivar

Controla las malas hierbas en el olivar con herbicidas de contacto

En esta estrategia de post-emergencia -ya sea emergencia temprana o cuando la mala hierba haya alcanzado un desarrollo considerable-, el complemento ideal para controlar las malas hierbas de hoja ancha es un herbicida a base de piraflufen-etil como Volcan.

Control de malas hierbas en el olivar aplicando herbicidas desecantes como Volcan

Por sus características, es una herramienta muy válida y eficaz en el manejo de malas hierbas dicotiledóneas, incluso especies difíciles como Conyza sp. o Malva sp., o aquellas resistentes a herbicidas con otro modo de acción.

Al actuar por contacto, su acción desecante es muy rápida. Además, funciona independientemente de las temperaturas -al contrario de otros herbicidas como el glifosato, que restará eficacia si las temperaturas son bajas-. Volcan, gracias a su sinergia, mejora la acción de otros herbicidas a base de flazasulfuron. Incluso utilizado en pequeñas dosis, mejora el efecto post-emergente de las hierbas presentes.

En el control de malas hierbas dicotiledóneas, Volcan presenta una gran velocidad de acción y control frente a los rebrotes o varetas del olivo. El momento óptimo de tratamiento se da cuando los rebrotes no superan los 20 cm longitud aproximadamente. La principal razón es que así se evita la lignificación de los tejidos, ya que este hecho dificulta la absorción del producto. Eso sí, es muy importante asegurar un buen mojado de las partes verdes, así como aplicarlo siempre mezclado con un buen mojante que asegure su adherencia a la superficie vegetal.

En ningún caso existe riesgo de traslocación dentro de la planta. Por eso, es un producto muy adecuado para usar en plantones jóvenes, en los que no se pueden usar otros herbicidas sistémicos hasta el tercer o cuarto año. Volcan se puede aplicar desde el principio, siempre y cuando se cubra el tallo con un protector para evitar mojarlo. Puedes encontrar más información sobre este producto y demás herbicidas para olivar en el catálogo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar